HERBOLARIO | Ortiga

Propiedades: En medicina popular la ortiga está considerada un magnífico depurativo y diurético, además de astringente, hemostático, mineralizante y estimulante del sistema circulatorio; por vía oral, en infusión o en jugo recién exprimido, se emplea en afecciones de las vías urinarias, sangrado interno o externo, tratamiento de la anemia, trastornos respiratorios (tos) y digestivos (colitis), reumatismo, gota. En cocimiento y en aplicaciones locales o baños se emplea en dolores reumáticos, artritis, gota, neuralgias, hemorroides (pomada de ortiga), afecciones de la piel y del cuero cabelludo (caspa y caída del cabello; en este último caso mezclada con hojas de romero Castilla y toronjil cuyano). La ensalada de ortiga apenas escaldada es considerada muy eficaz para combatir la anemia. Para el empleo de ortiga en afecciones renales existen incluso datos clínicos. En fitoterapia clínica se emplea como drenador hepático y diurético de tipo volumétrico y eliminador de ácido úrico.

Formas de uso: Interno para tratar afecciones renales; afecciones reumáticas (artritis, gota); calma la tos y diarreas. El jugo fresco de las hojas (5 gotas) detiene sangrados internos. La infusión se prepara con 2 cucharadas de hojas y ramas por litro de agua hirviendo: beber 1 taza 3 veces al día.

Uso externo para tratar dolores reumáticos y neurálgicos; hemorroides; enfermedades de la piel, caspa y caída del cabello. Se usa la misma infusión en lavados, emplastos o baños. Las ramas frescas se usan para ortigar (acción local de frotar o azotar con ortiga, la que debe comenzar por el lado derecho de la persona), por su efecto rubefaciente favorable en trastornos reumáticos, artríticos y la tonificación de músculos paralizados, seguido de frotación con agua helada y posterior arropamiento.

El uso de raíces y rizomas se emplea para tratar los síntomas de hipertrofia prostática benigna (nicturia, poliuria y retención urinaria); problemas bronquiales. Se usa como decocción (cocimiento) con 40 gr (2 cucharadas rasas) de raíz y rizomas por litro de agua, se hierve 1 a 3 minutos: beber 1 taza 4 veces al día.

Precauciones: Evitar su preparación en utensilios de aluminio.

Estos productos son auxiliares sintomáticos y no reemplazan lo indicado por el/la médico/a en el tratamiento de una enfermedad. Al consultar al médico/a, infórmele que está usando esta hierba medicinal.