HERBOLARIO | Hierba del platero

Propiedades: El uso como diurético es el más generalizado de las plantas del género Equisetum. Este uso es recurrente, así como las patologías asociadas: afecciones de la vejiga y los riñones, cálculos renales, retención de orina, cistitis, uretritis. Se la considera un buen estimulante de la función renal, por lo que es de utilidad en enfermedades como reumatismo y gota. También se le atribuyen propiedades hemostáticas, astringentes y cicatrizantes; como tal se le emplea en hemorragias internas (intestinales, rectales, vaginales) y externas (nasales o heridas). Además, la población chilena utiliza la hierba del platero para malestares estomacales y hepáticos, diarreas, afecciones respiratorias (bronquitis, tos, asma, congestión pulmonar), para tratar menstruaciones abundantes y para eliminar la caspa. Una propiedad interesante del equiseto es la de ser un buen mineralizante, ya que puede proveer silicio soluble al organismo, elemento indispensable en procesos patológicos del colágeno y de los huesos (osteoporosis, artritis).

Formas de uso: Interno para tratar afecciones de vía urinaria (cálculos renales, retención de orina, cistitis o inflamación de la vejiga, uretritis), sangrado intestinal, rectal y vaginal; bronquitis, tos y congestión pulmonar; reumatismo, gota; diarrea. La infusión se prepara con 1 cucharada de vegetal por litro de agua recién hervida: beber 1 taza 3 veces al día.

Uso externo para el tratamiento de heridas y úlceras; hemorroides. Usar misma infusión en lavados y baños de asiento calientes.

Precauciones: Administrar con cuidado a personas con insuficiencia cardíaca o renal.

Estos productos son auxiliares sintomáticos y no reemplazan lo indicado por el/la médico/a en el tratamiento de una enfermedad. Al consultar al médico/a infórmele que está usando esta hierba medicinal. Evitar su preparación en utensilios de aluminio.