HERBOLARIO | Alfalfa

Propiedades: Por su gran cantidad de vitaminas de los grupos B, C y A, hierro, calcio y vitamina D, puede ser utilizada como estimulante del sistema inmune. Previene enfermedades del sistema nervioso, respiratorio y de la piel. La prevención y el tratamiento de la anemia con alfalfa es muy común dentro de la medicina natural. También son conocidas sus propiedades diuréticas. Por tener fitoestrógenos, la alfalfa es utilizada para tratar los síntomas de la menopausia, así como para tratar las dismenorreas (cólicos menstruales). La alfalfa en infusión es una gran bebida digestiva: alivia las molestias ocasionadas por los gases, tiene propiedades laxantes y es un excelente alimento, el cual hay que ingerir preferentemente crudo para que no se degrade la vitamina C.

Forma de uso: Las hojas y partes aéreas de la planta se utilizan para hacer infusiones; las hojas crudas son consumidas como ensaladas.

Precauciones: Durante la gestación y la lactancia no es seguro consumir alfalfa en cantidades mayores a las que se encuentran en los alimentos. Hay algunas pruebas experimentales que indican que la alfalfa puede actuar como estrógeno y esto podría afectar la gestación.

Estos productos son auxiliares sintomáticos y no reemplazan lo indicado por el/la médico/a en el tratamiento de una enfermedad. Al consultar a su médico/a, infórmele que está usando esta hierba medicinal.